Así lo calificó el experto hacendista público Henry Amorocho Moreno, en diálogo con los periodistas de Fusagasugá Noticias.  

Por: Alejandro Castro Guerrero

Dijo que incrementar la tasa de interés del 3 al 4 %, o en 100 puntos básicos en el leguaje del Banco de la República, de choque una medida bastante fuerte, demasiado alta, añadiendo que el peor año de toda la historia de la Junta Directiva del Banco de la República, en los últimos 30 años fue el del año pasado; no controló ni los precios internos ni la devaluación y eso con el aumento del salario mínimo por encima en tres puntos de los que se aconsejaba macroeconómicamente ha generado este tipo de situaciones, y desde luego una reacción de choque que puede estar golpeando a la economía.

El doctor Henry Amorocho Moreno, economista egresado y especializado de la Universidad Externado de Colombia, con 36 años de experiencia profesional, 22 en el sector público y 14, en el privado, puntualizó que está de acuerdo con el Emisor, en que el crecimiento económico previsto para este año estará entre el 3.5 y el 4 %, porque los procesos electorales de los primeros seis meses dejan mal parada la economía. Añadió que a quienes tienen créditos de diferente índole les va afectar porque tendrán que pagar mucho más en intereses, y vaticinó que el Banco de la República aumentará aún más la tasa de interés afectando el nivel del empleo y los indicadores sociales de la economía.

“El Banco de la República va tener que hacer este año todo lo que dejó de hacer el año anterior”, sentenció el experto.

Amorocho Moreno, fue enfático en manifestar que tenemos el déficit comercial más alto de Latinoamérica, 6.4 % del PIB es decir 65 billones de pesos; déficit fiscal más alto de los últimos 5 años, 7.6 % del PIB aproximadamente 80 billones de pesos, una inflación del 5.6 %, devaluación del 16 %, un crecimiento de la pobreza monetaria, y según la OCDE y el Banco Mundial somos el tercer país más desigual en el ingreso en toda Latinoamérica y en los países de la OCDE.

“La economía no está bien y los hechos son tozudos”, dijo. “Es al próximo Presidente de la República a quien le corresponde hacer las medidas para poner esto en orden y desde luego una Junta Directiva del Banco de la República que coja responsabilidad y definitivamente vele por la moneda, pero vele también por el empleo y el crecimiento económico porque solamente su función no es tratar de controlar la inflación velando por la capacidad adquisitiva de la moneda.   

Por último, el doctor Henry Amorocho Moreno recordó que durante el año 2020 en plena pandemia el sector financiero fue inconsecuente con la población colombiana y aumentó las tasas de interés asfixiando a sus clientes, especialmente a quienes mantienen créditos de consumo.