Por error entregó unos medicamentos que le causaron el deceso a los niños de 7 y 10 años. 

Según la denuncia, la auxiliar de la farmacia de Cruz Verde en Santa Bárbara dio a la madre de los pequeños el medicamento erróneo y al suministrar la dosis los niños murieron.

De acuerdo con el el comunicado de las Droguerías Cruz Verde, “los graves hechos ocurridos han llevado a Cruz Verde a una revisión aún más profunda de sus estrictos protocolos de almacenamiento y dispensación y a reforzar con alertas en todos sus puntos de atención al público“. Por ende, la funcionaria fue despedida de manera inmediata. 

El médico les había recetado una purga y en la droguería les dieron un potente analgésico.