Estudiantes de los grados 10 y 11 del Colegio Teodoro Aya Villaveces de Fusagasugá, realizan la versión No. 17 de su Feria Empresarial, en la cual las estudiantes presentan sus proyectos productivos ante la comunidad. En esta ocasión las acompaña la Administración Municipal con asesorías con las que pretenden apoyar el talento y emprendimiento de las jóvenes empresarias.

Efraín Cruz, secretario de Desarrollo Económico.
Efraín Cruz, secretario de Desarrollo Económico.

Efraín Cruz, Secretario de Desarrollo Económico del Municipio, expresó su satisfacción al ver tantas empresas diversas y bien constituidas por las estudiantes “el colegio forma las niñas con bases en emprendimiento y este evento es para promover y mostrar los proyectos productivos de más de 130 niñas, para que no solo tengan una oportunidad de muestra comercial, sino que vayan desarrollando aún más esas habilidades y competencias de trabajo en equipo y trabajo colaborativo… Hoy estamos haciendo una encuesta a todas las expositoras para evaluar ,cuántas de ellas desean continuar en su vida laboral formal después del colegio con estos proyectos productivos, y de esta manera brindarles apoyo desde la secretaría de desarrollo”

Guillermo, Rector del Colegio Manuel Aya Villaveces
Guillermo Rodríguez, Rector del Colegio Manuel Aya Villaveces

Guillermo Rodríguez, Rector de la Institución, destaca que es la 17 versión de la feria empresarial y hace una invitación a la comunidad para que los acompañen en el parque principal durante todo el día, “queremos que nos acompañen durante todo el día, queremos mostrarles la cantidad de productos que las niñas están realizando a través de sus proyectos productivos, queremos que aprecien el trabajo de estas niñas y las apoyen… Hay niñas que al salir del colegio, amplían la idea de la empresa al campo familiar y hoy en día lideran esas empresas bien posicionadas en el municipio de Fusagasugá”

Daniela Caviedes, estudiante de grado once, fabrica y comercializa yogurt y kumis casero.
Daniela Caviedes, estudiante de grado once, fabrica y comercializa yogurt y kumis casero.

Daniela Caviedes, del grado once, orgullosa nos contó,  “Llamo a la gente de Fusagasugá a que conozca los procesos que realizamos desde el colegio, para que nos apoyen y podamos tener un mayor comercio de los productos… Nosotras empezamos desde el grado sexto con una cuenta de ahorros, mensualmente se ahorran 20 mil pesos y al llegar al grado décimo, ya tenemos los fondos para iniciar con la creación y montaje de la empresa como tal, las propuestas las pasamos desde el grado noveno al comité del colegio y ellos aprueban la viabilidad de la empresa. Después se compran materias primas, se hace la prueba piloto y en grado décimo se inician las producciones quincenalmente o mensualmente según lo requiera la empresa… inicialmente nos beneficiamos nosotras porque todos los ingresos que reciba la empresa van directamente a la cuenta de ahorros en el banco y al final del grado once se liquida la empresa y se dividen las utilidades entre las que integramos la empresa… varias de las ex-alumnas han logrado pagar sus estudios de universidad, gracias a estas empresas que se crearon desde el colegio. Es un muy bonito proyecto”, concluyó la joven empresaria.